martes, 4 de diciembre de 2007

Nuevos objetivos Carl Zeiss

La firma alemana Carl Zeiss es uno de los más reconocidos fabricantes de objetivos, con una larga tradición en calidad de sus productos. En noviembre presentó series de objetivos de pertenecientes a su categoría Industrial. Por ello, estos objetivos reciben la denominación “I”. También se hizo pública la aparición de la nueva serie “IR” para trabajos en infrarrojo.

Ambas series estarán disponibles en montura Nikon F y por tanto, según la nomenclatura empleada por la fábrica, los nuevos objetivos se denominarán “ZF-I” y “ZF-IR”.

En la primera serie consta de los objetivos Distaron T* 25 mm f/2,8 ZF-I, Distaron T* 28 mm f/2 ZF-I, y Distaron T* 35 mm f/2 ZF-I. Los tres, especialmente diseñados para aplicaciones industriales, se caracterizan por ser estancos al polvo y las salpicaduras, pero sobre todo por disponer de una serie de hasta cinco tornillos de bloqueo.

Tales tornillos permiten fijar valores deseados para parámetros de abertura de diafragma y de distancia de enfoque. De esa manera se garantiza consistencia y precisión en las tomas –con enorme ganancia de tiempo y menor fatiga de material en procesos que requieran tomas repetidas con ajustes muy concretos. Las aplicaciones más usuales para este tipo de objetivo son las de control de calidad, visión automatizada, etc., aunque son ilimitadas.


Por su parte, los objetivos de la serie ZF-IR pueden resultar más intrigantes… e interesantes para los usuarios muy avanzados y por supuesto para los científicos y especialistas en fotografía forense a los que van destinados. Ello se debe a que los vidrios ópticos escogidos, y sobre todo los revestimientos, les permiten transmitir más allá del espectro visible hasta el infrarrojo próximo de 1.100 nanómetros (el espectro visible llega a los 700 nm).



Se trata de los objetivos Distagon T* 25 mm f/2,8 ZF-IR y el Planar T* 85 mm f/1,4 ZF-IR.Los ZF-IR incorporan escalas de enfoque especialmente adaptadas a la fotografía infrarroja y rendirán excepcionalmente sobre cámaras digitales a las que se haya retirado el filtro infrarrojo sobre el captor, así como aquellos modelos especiales que Canon y Fujifilm sacaron al mercado hace poco con esa tarea en vista.


Ambas series siguen los estándares legendarios de calidad de Carl Zeiss, con barriletes metálicos y sistemas de enfoque de alta precisión y gran suavidad de uso.

No hay comentarios.: